11 octubre 2006

Quiebra técnica Quiebra técnica

Como todos sabréis, ayer la selección española de fútbol dijo adiós al Europeo sub 21 de Holanda 2007 y, de rebote, a los Juegos Olímpicos de Pekín 2008. Así pues, si continúa la racha de la absoluta en la fase previa del Europeo de Austria y Suiza, el veranito 2008, el que une Olimpiadas y Eurocopa, podría carecer de toda presencia balompédica española. La situación del fútbol español, más que grave, es totalmente crítica. España ya no estuvo en el pasado Europeo sub 21 ni en las Olimpiadas de Atenas 2004. La absoluta tuvo que ir a la repesca para el disputar el Europeo de Portugal y el pasado Mundial de Alemania. De seguir así, todo indica que la selección española no estará en la Eurocopa de Austria y Suiza. Esta vez no habrá repescas salva cabezas.

Sólo se me ocurre una concepto que pueda definir la situación: quiebra técnica. Desde los poderes fácticos se intenta vender la idea de que el responsable de toda la crisis es Luís Aragonés. "Cambíemos a Luís y a ganar partidos como churros". Que si la selección es un despelote, que si Luís ha perdido el norte al no convocar a Raúl, que si... Y no, el mal es mucho más profundo. A mi, culé confeso, me recuerda a lo acontecido en el Barcelona de Gaspart. Crisis institucional + crisis social + crisis deportiva= quiebra técnica. No hay parche que tape el agujero. O se cambia la rueda o el guarrazo en la próxima curva está asegurado.

Claro está, Villar y su panda de secuaces no van a dimitir y, lo peor de todo, tampoco nadie les va a echar. Y es que los únicos que pueden "echarles" son ellos mismos. El plan es evidente. Esta noche pachanga contra Argentina. Luego Luís Aragonés a la calle y Lotina, Del Bosque o Lippi al banquillo. Luego a vender la moto bajo el lema "Todo va a cambiar". Y por último, los clubes ya lamerán las heridas y taparán la mierda. El sábado vuelve la Liga y todos volveremos a pensar sólo en nuestros clubes. Nosotros los sabemos. Villar también.

3 comentarios:

Rick dijo...

Buena definición Ignashevich, los que más presionan ahora para echar a Luis, son los que hace pocos meses presionaban para que fuera él quien sustituyese a Saez, y cuando llegue el siguiente, en principio ganaremos sin bajar del autobús, y luego la realidad nos pondrá en nuestro sitio.

Jose David Lopez dijo...

Yo ya no quiero opinar más sobre esto, no debo entender el futbol como los demás.

Os espeor a todos en mi blog. Un abrazo.

Pablo G. dijo...

no veo soluciones